Flacidez En Los Senos Después Del Embarazo

senos caídos

sin importar la edad, los senos luego de un embarazo suelen caerse.

Las mujeres podemos soportar los senos pequeños o grandes, pero lo que ninguna quiere es tener los senos caídos. Lamentablemente, un gran porcentaje de las mujeres que padecemos esta complicación es porque la heredamos genéticamente.

A su vez, ni bien transcurren los años es muy común que la piel se estire y los tejidos ceden ante la fuerza de gravedad. Esto va más allá de si una mujer dio a luz y amamantó a su hijo.

Sin embargo, también es posible desafiar el proceso natural de la flacidez y la genética que llevamos con nosotras a todas partes. Muchas mujeres con fuertes antecedentes familiares con senos caídos, que han dado a luz y que ya cuentan con algunos años de vida, logran mantener sus senos firmes. Por qué no lo mantendrías firmes tú?

Prevenir La Flacidez En Los Pechos Luego Del Embarazo

Sujetador de apoyo. El primer punto para prevenir la flacidez después del embarazo es uno de los más sencillos: simplemente se tata de utilizar un brassier (sujetador, sostén) de apoyo para brindar un soporte extra a tus pechos.

La protección de los senos contra la flacidez de debe iniciar mucho antes que el bebé llegue. Ni bien notemos que el embarazo comienza a progresar, los senos ya empezarán a ponerse más grandes y es ocurrirá durante todo el embarazo.

Lo ideal es adquirir un sujetador a medida que tus pechos crecen, pero siempre procurando que la talla sea la adecuada para tus pechos. Si adquieres un sujetador mucho más grande de lo que necesitas, además de no brindar el soporte necesario, se tornará incómodo.

Controla el aumento de peso. Algo que muchos especialistas insisten en remarcar: el aumento de peso durante el embarazo debe ser aproximadamente unos 10-12 kilogramos. Alguien que se encuentra notablemente desnivelado con este promedio posiblemente requiera iniciar una dieta para adquirir o bajar peso.  Sin embargo, realizar dietas de reducción de calorías no suele ser buena decisión durante un embarazo.

senos flacidos en el embarazo

El aumento de peso durante el embarazo puede ocasionar que los senos se caigan luego de dar a luz.

Por lo tanto, para no tener que lamentar un exceso de peso, es fundamental moderar el consumo de helados, postres, comidas grasosas, etc. y otros alimentos con niveles de colorías altos.

El exceso de calorías se extenderá por todo el cuerpo, lo cual también incluye los senos. Luego del embarazo, cuando bajemos todos esos kilos de más, nuestra piel habrá quedado estirada y muy flácida. Recuerda, no es necesario aumentar más de 10-12 kilogramos.

Hidratación de la piel. El otro punto sustancial para evitar la flacidez de los pechos luego del embarazo es hidratar la piel con regularidad, de modo que se mantenga flexible, elástica, pero al mismo tiempo fuerte. En la actualidad existen muchas cremas que pueden ayudarte a humectar tu piel y lograr que permanezca fuerte y flexible: cremas de karité, cremas con aceite de aguacate, con aceite de almendras, con aceite de rosa mosqueta, etc.

Recuerda que la hidratación debe ser todos los días varias veces al día. No alcanza con una o dos veces, debes ponerte la mayor cantidad de veces que puedas por día, en especial si tienes predisponían genética.

No es necesario comprar cremas caras que prometen soluciones mágicas. Los nutrientes que ayudan nuestra piel son los mismos siempre.  A menudo somos seducidas por comerciales que nos ofrecen restaurar nuestra piel en semanas con la aplicación de una ‘mágica crema o loción’. No nos dejemos engañar: las cremas podrán ayudarnos, pero no nos solucionarán los problemas en unas semanas. Para corregir un problema de flacidez en los senos requerimos unos cuantos meses y tendremos que valernos de mucho más que de cremas.

Comprar sujetadores nuevos. Suena lógico, verdad? Después de tener a nuestro niño, tendremos que comprar sujetadores del tamaño adecuado. Y cuál es el tamaño adecuado? Eso es algo que tendrás que averiguar por tú misma. Si decides dar de amamantar a tu hijo, posiblemente tengas más de un sostén con distintos tamaños.

brazier para la flacidez

El sujetador debe ser a la medida. Si usas uno muy suelto, tus senos se caerán más rápido.

A medida que el niño succiona, los senos producirán más leche. Si el niño succiona más, los pechos producirán más. Por lo tanto, el tamaño dependerá de lo que consuma tu bebé.

Luego, cuando el bebé comienza a tomar cada vez menos el pecho o comienzas con el ‘destete’, la dieta del niño será más variada con alimentos sólidos o semisólidos, los niveles de leche irán disminuyendo, en consecuencia, también el tamaño de los senos.

Si no amamantas a tu bebé, los pechos volverá casi inmediatamente al a normalidad, pr lo que tus sostenes podrían ser los mismos que usaste antes de quedar embarazada.

Pero recuerda: usa un sostén que te quede a la medida de tus senos y te los sostenga bien, no debe apretar, pero sí sostener.

Perder peso de forma programada. Los kilos que adquirimos en el embarazo son kilos que podemos bajar rápidamente… pero eso tiene sus lados negativos. Seguro sabrás de los aspectos perjudiciales de adelgazar muy rápido: el efecto rebote, la posibilidad de que aparezca estrías y que la piel quede estirada y se torne flácida.

Adelgazar progresivamente tiene sus beneficios: es un proceso mucho menos estresante y frustrante, además de que los cambios a nivel mental y físico son mucho más duraderos y sólidos; l piel lucirá mucho más bella y ni pensar en que también se recuperará del proceso sufrido en e embarazo.

Ejercitación y ejercicios de fuerza. Otra actividad destinada evita la flacidez en los senos es realizar una buena ejercitación y practicar algunos movimientos de pesa para tonificar los músculos del pecho y la espalda. La ejercitación contribuye a aliviar las tensiones, así como o también perder peso; pero tiene otros beneficios como tonificar músculos y ayudar a que la masa muscular que sostiene los senos se mantenga más firme.

El resultado de una buena ejercitación puede ser muy beneficioso: pechos firmes y piel elástica.

Pero recuerda, la mejor y, probablemente, la única forma de evitar hasta un 100% la flacidez de los senos luego del embarazo, es actuando preventivamente, es decir, no dejando que los senos adquieran un aspecto que no deseamos. Prevenir aumentar más peso del recomendado, prevenir usando cremas, prevenir utilizando sujetadores de apoyo.

libro aumentar los pechosPilar Merlino es Autora de  Cómo Aumentar Su Busto™ que es un sistema natural para agrandar el busto, darle más tonificación y ayuda a levantarlos. No hay cirugías ni bombas de vacío, sino que se emplean técnicas naturales que no producen ningún efecto secundario.

Deberías leer más sobre este método que puede ser la mejor manera de lograr un busto más acorde con nuestros deseos. <<<

Si este artículo te sirvió, te pido un favor para que la página sea más conocida: dale Me gusta, Comparte en Face, Twittéalo o comparte en Google +.

Que esté bien!

Más artículos de interés:

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario, una opinión, una pregunta o simplemente una sugerencia. Trataré de responderte a la brevedad :)